Demon Slayer: Kimetsu no Yaiba (Ediciones Especiales) #22

Demon Slayer: Kimetsu no Yaiba (Ediciones Especiales) #22

Edición Especial del tomo #22

Lo tengo

Demon Slayer: Kimetsu no Yaiba (Ediciones Especiales)

4,84.824 opiniones

Información adicional

Español (México) · 

Argumento

Los Pilares se enfrentan a Muzan y cada uno encuentra la manera de volver roja su espada para infligirle más daño. Sin embargo, su ataque repentino los manda a volar lejos causándoles gran daño. En ese momento, Tanjiro recupera la consciencia y empieza a quemarlo con las 12 formas de la Respiración Solar. Además, Muzan comienza a debilitarse por las drogas que Tamayo le aplicó. Por otro lado, Nezuko se acerca poco a poco al sitio de la batalla.

Ver más

Autores

Fecha de publicación

Isbn / Código de barras

  • 978-6-075-68749-0

Referencias


Opiniones

4,8

4.8 24

ha valorado410/12/2021

Me llegó después de tanta espera, aunque la edición de esta no me gusto mucho me gustan mucho los pines y suelo coleccionarlos y estos me parecerían un poco de mala resolución ( aunque he visto peores) pero no esperar uso eso de una edición especial y en lo personal no me ubiera gustado que metieran mano en el Capítulo que venían los vocetos ósea no me ubiera gustado que los tradujo eran los globos

ha valorado509/12/2021

Me llegó antes jalsjsks los pines y los "archivos" están hermosos, es mi favorito de las ediciones especiales

ha valorado414/03/2022

ha valorado513/03/2022

ha valorado508/03/2022

ha valorado503/02/2022

ha valorado514/01/2022

ha valorado512/01/2022

ha valorado502/01/2022

ha valorado527/12/2021

ha valorado525/12/2021

ha valorado422/12/2021

ha valorado521/12/2021

ha valorado421/12/2021

ha valorado320/12/2021

ha valorado517/12/2021

ha valorado516/12/2021

ha valorado510/12/2021

ha valorado510/12/2021

ha valorado510/12/2021

Mostrar más opiniones...

El contenido de esta página se encuentra bajo licencia Creative Commons 4.0 Compartir igual, salvo las imágenes de cómics que son propiedad de sus respectivos autores y editores. Renunciamos al derecho de atribución.